Esas viejas fotos nuevas

La Biblioteca Nacional inaugurará el jueves una muestra de fotos inéditas de Eva Perón en el gobierno, seleccionadas de un total de 1400 negativos adquiridos por el organismo.

Por eso, Eva Perón está impecable, con vestido a lunares. Sostiene una cartera chiquita que hace juego con sandalias bajas. Esa tarde de julio de 1949, al vestirse, quizás pensó que debía estar cómoda para caminar sobre escombros, o treparse a alguna pared. Eligió bien. Ahora mismo está parada sobre una chapa en el medio de las ruinas. Lo que quedó después del incendio que borró por completo la Manufactura Algodonera Argentina en el barrio de Chacarita, y que los Bomberos Voluntarios de Vuelta de Rocha recuerdan como uno de los desastres más grandes de la historia de la ciudad. Señala algo con su brazo izquierdo. Una indicación al operario que tiene al costado. O por ahí una pregunta, para decidir por dónde empieza el operativo de ayuda. Todo eso encierra un disparo de cámara fotográfica. Instantes que alguien pesca por una mirilla y quedan quietos para siempre. Como la risita que la Abanderada le regala a su marido presidente en el Salón Blanco de la Casa de Gobierno algún día de 1950, delante del vice, Hortensio Quijano. Como la virulencia de un discurso en Ensenada en 1948, frente a la mirada del entonces gobernador Domingo Mercante. Como la mano que extiende para que un pibe engominado la toque en una manifestación callejera cualquiera.  Las imágenes forman parte de la exposición “Evita Inédita (1946-1955)” de la colección “Fotografías inéditas del Peronismo (1946-1955)”, que la Fototeca Benito Panunzi de la Biblioteca Nacional inaugurará el próximo jueves 27, a las 18:30 hs. Los originales que podrán verse en esta primera entrega son 17, comprados por la Biblioteca a un coleccionista particular después de gestiones iniciadas por Roberto Baschetti, jefe del Departamento de Adquisiciones e Intercambio del organismo. Pero el material es sólo el inicio de una serie de cuatro muestras que se abrirán a lo largo del año. Lo más importante y revelador es que las fotografías eran absolutamente desconocidas hasta la actualidad, y permanecieron encerradas en cajones anónimos durante 65 años. Se trata de material generado por la Subsecretaría de Informaciones y Prensa dirigida por el mítico Raúl Apold, y que proviene en su mayoría de los archivos periodísticos del diario Democracia, fundado en 1945, y de la revista quincenal Mundo Peronista, con una historia de 93 números editados entre 1951 y 1955. La División Fototeca de la BN, además de tareas de investigación que identificaron momentos, protagonistas y el contexto que rodea a cada disparo, realizó un trabajo minucioso de tratamiento de imagen, sobre un total de 1368 negativos en blanco y negro, flexibles y de vidrio, y en distintos formatos. La colección completa atravesó un proceso de limpieza y estabilización para su conservación, en el que también aportaron bibliotecarios y asesores históricos. Posteriormente fue digitalizada.   No se conocen los nombres de los autores. Sólo el apellido de un reportero llamado Luchetta. En general, las tomas encierran reuniones diplomáticas, actos protocolares, inauguraciones y actividades partidarias. Pero también gestos, miradas y operativos solidarios de la Fundación Eva Perón en los barrios, frente a la emergencia. Son los encuadres más potentes.  “El golpe de Estado de 1955 arrasó y destruyó todo lo que tuvo a su alcance –dice Baschetti–, y las imágenes generadas por el peronismo no fueron la excepción. Pero a pesar del odio de los libertadores y los comandos civiles, por suerte todavía se puede rescatar registros fotográficos importantes.” Y agrega: “Pasé gran parte de mi vida rodeado de documentación, imágenes e instantáneas ligadas al peronismo. Y reconozco que la gran mayoría de esta colección nunca la había visto antes. Es absolutamente inédita. O en otras palabras: es vitalmente nueva.”  “Y por allá va sacando fotos. Mezquinando cada fotograma como intento inútil para atrapar el tiempo”, escribió Julio Menajovsky de Alicia Sanguinetti, la hija de Annemarie Heinrich que, presa en Devoto en el ’73, la noche anterior a la salida de la cárcel aprovechó el rollo que tenía para tomar las únicas fotos que existen de aquella orden camporista de liberación. Lapidariamente, aquel tiempo del peronismo pasó. Pero en alguna medida, estos recuadros lo atrapan un poco.  por Daniel Enzetti Fuente: 

Leer también >>  Hallan en el Coliseo frescos de colores y dibujos eróticos

Diario Tiempo Argentino 24/3/2014

Esas viejas fotos nuevas
4 (80%) 545 votos

Por favor, apóyanos compartiendo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Cerrar menú