El galeón de Puerto Madero hará su último viaje en 15 días

Ya le colocaron la estructura para el traslado, mientras estudian piezas, cañones y vasijas que llevaba a bordo. Toda la información del hallazgo, en “Casos”.

                                               

El mes próximo, el barco mercante español del siglo XVIII hallado en una obra en Puerto Madero iniciará su último viaje. Será por tierra: un carretón lo llevará desde el lugar donde lo encontraron, en Rosario Vera Peñaloza y Juana Manso, hasta Barraca Peña, en La Boca. Allí lo volverán a enterrar para preservarlo. Mientras, seguirán analizando el material encontrado en el navío. Clarín visitó el laboratorio donde estudian desde botellones de cerámica y trozos de madera hasta antiguas sogas que quedaron intactas.

El arqueólogo Javier García Cano, que dirige el proyecto junto a Mónica Valentini y Marcelo Weissel, está revolucionado. El pecio, nombre técnico para los restos de un barco, pasó indemne una gran prueba. Fue elevado con gatos hidráulicos para apoyarlo sobre un soporte y la madera resistió. Y esta semana instalaron los seis sostenes de la estructura que servirá para trasladarlo hasta Barraca Peña. “Si no llueve, en 15 días vamos a sacarlo y ponerlo en el carretón que lo va a llevar muy despacio hasta La Boca”, estima García Cano. El acondicionamiento del pecio y su traslado costarán $ 300.000.

Barraca Peña, en Pedro de Mendoza al 3100, será el destino final para el navío. “Ahí vamos a enterrarlo y sellarlo con arena, tierra, geotextiles y un contrapiso de hormigón -detalla el arqueólogo-. El Instituto Valenciano de Conservación y Restauración de Bienes Culturales instalará sensores para monitorearlo bajo tierra. Estamos siguiendo la recomendación de la UNESCO, que dice que hay que disminuir al máximo el riesgo. Y si sigue en contacto con el aire, el barco se desintegraría pronto”. La construcción del entorno bajo tierra costará otros $ 400.000.

Leer también >>  Cuentan la historia del Chanel Nº 5

Ahora los expertos estudian todo lo hallado a bordo y alrededor del navío, piezas de un rompecabezas que permitirá conocer su historia y qué le ocurrió. La hipótesis es que encalló o se accidentó en el río, porque tiene la quilla rota. Se cree que sus tripulantes lo abandonaron y que terminó en la costa empujado por una tormenta.

“En junio, 20.000 personas vivieron la experiencia histórica de visitar los restos del barco -recuerda el ministro de Cultura, Hernán Lombardi-. Ahora nos enfocamos en la preservación y en la investigación científica del hallazgo. Para hacerlo, equipamos un laboratorio que quedará para seguir estudiando la arqueología urbana”.

En el “Laboratorio del Proyecto del Pecio de Puerto Madero”, montado en Balcarce y Moreno, hay una estantería metálica de 9 metros de largo por 5 de alto. Allí se alinean cajas y más cajas con las piezas halladas. Catorce especialistas se reparten tareas como limpiar cerámicas con agua desalinizada o armar un modelo tridimensional digital de la nave. Una investigadora sólo analiza los cuellos de las botijas, para saber cuántas transportaba el barco. Ya contó más de cien. Aún es un misterio qué contenían. “Determinamos que una tenía brea -dice García Cano-. Otras pueden haber tenido vino o aceite, pero aún no lo sabemos con exactitud”.

No había restos humanos a bordo. Sí huesos de animales, entre otra materia orgánica, como fragmentos vegetales, valvas de moluscos de río y trozos textiles, incluyendo dos pedacitos de tela de algodón de alguna vestimenta. También hay sogas de la embarcación en muy buen estado. “No todo lo hallado es parte de la carga o de lo que se usaba en el barco -aclara García Cano-. Mucho material se levantó alrededor. Y en la costa siempre se tiró basura y, cerca del lugar del hundimiento, había mataderos”.

Leer también >>  Robaron de un museo una réplica del sable corvo de San Martín

También hay piezas de metal. “Como buen barco español, tenía mucho hierro”, dice el arqueólogo, mientras revisa una bandeja con clavos, pernos y garfios. Otras piezas están relacionadas con el uso cotidiano y la carga, como un suncho de tonel. O dos monedas españolas, que no sirven para fechar el hallazgo: estuvieron en circulación desde la segunda mitad del siglo XVII hasta 1930. Mientras, la madera sí reveló un dato. “Es de un roble que crece en el Cantábrico, en el norte de España, una de las dos zonas de producción naval de ese país”, cuenta García Cano.

En un futuro, en Barraca Peña harán un centro de interpretación, donde exhibirán parte de los restos. Mientras, los expertos trabajan en una apasionante búsqueda para develar el misterio del barco que, hace tres siglos, quedó atrapado en la costa porteña.

La historia
Guillermo Allerand
En un par de semanas, la nave descubierta en diciembre de 2008 en el corazón de Puerto Madero viajará por la Ciudad hacia otra sepultura para, curiosamente, seguir viviendo. Allí, los expertos tratarán de indagar en sus restos para iluminar la historia de viajes y naufragios que fundaron Buenos Aires.

Incógnita por la antigüedad
Aún es una incógnita la antigüedad del barco. Los expertos estiman que sería de fines del siglo XVII o inicios del XVIII, pero falta verificarlo. “No hay datos sobre este barco en archivos, porque no era institucional o militar -explica Liliana Barela, directora de Patrimonio-. Era mercante y parte de su valor es ese anonimato, porque de sus restos surgirá información que no está en los registros históricos”. Recién en dos meses habrá resultados del análisis con carbono 14 de restos orgánicos. Y el Instituto Valenciano investiga de qué años son las cerámicas. También trabajan especialistas en dendocronología o análisis de los anillos de la madera del barco para conocer su antigüedad. Un informe preliminar y no concluyente la sitúa entre 1685 y 1720.

Leer también >>  La restauración de la obra de Da Vinci revela nuevos detalles

 

 

Fuente: 

Diario Clarín 1/4/2010

Informacion Adicional: 

Una recopilación periodística del hallazgo del galeón puede consultarse en “Casos”.

El galeón de Puerto Madero hará su último viaje en 15 días
4.7 (93.02%) 301 votos

Por favor, apóyanos compartiendo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Cerrar menú