Con movilizaciones, Venezuela recordó 25 años del «Caracazo»

El aniversario de la revuelta de 1989 se cumplió en un clima de tensión. El presidente pidió a la derecha que detenga la violencia. Venezuela conmemoró ayer los 25 años del llamado «Caracazo», la rebelión social del 27 de febrero de 1989 que estremeció al país y que derivó en una brutal represión con miles de muertos. La jornada contó con varias movilizaciones en las que los manifestantes rechazaron las medidas económicas neoliberales que, bajo su gobierno, aplicó el responsable de la represión y entonces presidente Carlos Andrés Pérez (1989-1993).

En medio del impacto causado por dos semanas de protestas y violencia –que dejaron un saldo de 15 víctimas fatales y más de 150 heridos–, Maduro y su gobierno recordaron la rebelión popular como el inicio de la revolución bolivariana, que se expresó poco después en el campo militar, el 4 de febrero de 1992, con el intento de golpe de Estado del entonces teniente coronel Hugo Chávez para derrocar al gobierno del derechista Pérez. «La Revolución Bolivariana de nuestro comandante Chávez es hija del 27F de 1989 y hoy se proyecta hacia el Socialismo Cristiano del siglo XXI», escribió el presidente venezolano en su cuenta de Twitter. El Caracazo fue considerado una reacción popular ante los acuerdos que el entonces presidente Pérez firmó con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Estalló el 27 de febrero de 1989, cuando el gobierno decretó un aumento en el precio del combustible y su consecuente incremento en el transporte público, aunque se venía gestando desde antes producto de la completa reducción de las inversiones sociales y la progresiva privatización de empresas públicas. La rebelión dio inicio a una ola de saqueos e incendios en las afueras de Caracas que se prolongó por un día, hasta el 28 de febrero, cuando el gobierno de Pérez decretó el Estado de emergencia y ordenó al Ejército restablecer el orden. Cifras oficiales ubicaron el saldo de muertos en alrededor de 300, pero varias ONG y funcionarios del gobierno bolivariano sostienen que hubo más de 1000. Maduro decidió que ayer y hoy fuesen días no laborables y recordó a los «más de 3000 muertos del pueblo, humildes, traicionado en dos siglos por una oligarquía que saqueó la Patria». «Elevemos una oración en su memoria», pidió. El mandatario aprovechó la ocasión para referirse al clima de tensión que vive su país desde hace dos semanas y señaló que «las amplias mayorías de Venezuela repudian la violencia de pequeños grupos que agreden a la sociedad. La derecha debe detener la violencia ya». Desde la vereda de enfrente, el opositor Henrique Capriles advirtió: «El Caracazo marcó a nuestra Venezuela. Muchas de las condiciones siguen estando allí: no queremos otra explosión social.» «Es el gobierno el que tiene que escuchar a nuestro pueblo, no el pueblo escuchar al gobierno», escribió Capriles en su cuenta de Twitter. «La mayoría del país quiere diálogo, pero quiere que ese diálogo sea sincero, transparente, efectivo», agregó el dirigente de la Mesa de Unidad Democrática (MUD), en relación al diálogo de paz que inició el miércoles el presidente Maduro para poner fin a la violencia callejera. Fuente: 

Leer también >>  El homenaje al desertor irlandés

Diario Tiempo Argentino 28/2/2014

Con movilizaciones, Venezuela recordó 25 años del «Caracazo»
5 (100%) 873 voto[s]

Por favor, apóyanos compartiendo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Cerrar menú