Bajo otras obras, encuentran las primeras palomas de Picasso

El que busca, encuentra. El dicho es viejo y no siempre conduce a destinos felices, pero esta vez fue fructífero para la sociedad que conformaron la Universidad de Barcelona y el Museo Picasso de esa ciudad catalana para investigar la obra del artista malagüeño. Con rayos X e infrarrojos a su favor, pusieron su atención en seis retratos que el creador de Guernica pintó en su época más temprana y, voilà, encontraron obras antes nunca vistas, incluso dos palomas –un tema obsesivamente recurrente para Picasso– que podrían ser las primeras de toda su trayectoria pictórica.

La noticia se conoció ayer cuando los investigadores presentaron los resultados de la pesquisa que empezó en 2013. Ese año, durante cinco días, un “laboratorio móvil” hizo pruebas de fluorescencia sobre los pigmentos y la composición de seis pinturas, todas parte de la colección permanente del Museo Picasso.  Tal vez el hallazgo más significativo haya sido en Hombre con boina, una pintura de 1895. Debajo de la gorra han aparecido dos palomas, criaturas a las que Picasso les dedicó decenas de sus telas y que llegaron a atraerlo tanto que eligió ese nombre –Paloma– para una de sus hijas. No sólo que no hay registros previos de palomas pintadas por Picasso, sino que, por aquellos años, esas aves eran también un tema muy habitual en las pinturas de su padre, José Ruiz Blasco, que fue maestro en la escuela de Bellas Artes de La Coruña y, claro, la mano que acompañó las primeras pinceladas de uno de los artistas más relevantes del siglo XX. Según Reyes Jiménez, responsable del Departamento de Conservación Preventiva del Museo Picasso, “se podría decir que la afición por pintar palomas de Picasso fue una herencia de su padre”. Otro hallazgo fue algunas capas por debajo del óleo Hombre al estilo de El Greco. En esa tela de 1899 los investigadores dieron con una figura masculina de espaldas: coincide con los años de formación, en los que Picasso asistió a academias y pintó desnudos de esos que se ensayan para conocer la anatomía humana con el mayor detalle posible. A partir de esta investigación, los expertos determinaron que, en aquellos años tempranos, Picasso reutilizaba pedazos de telas que ya había pintado. Un ejemplo es que debajo del retrato Josep Cardona i Furró, de 1899, había otras tres capas de trabajo. En una de ellas, los expertos encontraron una escena con enfermos similar a la obra Al lado de la enfermedad. En otra capa se ve la imagen de una terraza, paisaje de Barcelona que inspiró varias veces a Picasso. Según explicó Jiménez, esto da pie a nuevas búsquedas de otros fragmentos de obras que, en ese sistema casi de reciclaje, hayan quedado sepultadas debajo de otras capas de pintura. No se pudo ver demasiado debajo del retrato del poeta y pintor español Carles Casagemas, que Picasso creó entre 1899 y 1900. Sin embargo, la investigación con rayos permitió determinar que, debajo de una capa de blanco de plomo –un material que crea una especie de pantalla e impide ver detalladamente debajo– hay algo oculto. Habrá que esperar, tal vez, a que una nueva tecnología logre sortear esa barrera. Otro hallazgo fue en la obra Autorretrato con peluca, en la que los expertos encontraron una capa en tonos de ocre y verde en la que Picasso delineó a un hombre con un gorro muy grande y de estilo bohemio –un óleo de un hombre con sombrero, al fin y al cabo– .El viernes, en Barcelona, los resultados serán anunciados en un simposio por los investigadores. Buscando un símbolo de paz En 1949, terminada la Segunda Guerra Mundial, intelectuales de todo el mundo convocaron al Primer Congreso Mundial de Partidarios de la Paz. Para la ocasión, Pablo Picasso dibujó una paloma con un olivo para sintetizar el sentimiento. Es una alusión a la biblia cristiana, en la que una paloma llega con un olivo a avisarle a Noé que el Diluvio Universal había terminado. Fuente: 

Leer también >>  Astor Piazzolla: Lágrima de bandoneón

Diario Clarín 24/11/2015

4.0
293
Por favor, apóyanos compartiendo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Cerrar menú