Buscar

La historia de los Ingalls

El lado B de una familia ejemplar

A través de la famosa serie "La familia Ingalls", pudimos conocer una versión de lo que fue la vida de los colonos que buscaron suerte en medio oeste norteamericano. Aunque a veces los hechos no ocurrieron tal como fueron relatados.

La protagonista de la historia es Laura Ingalls Wilder, quien nació en 1867 en Wisconsin. Fue la segunda de cuatro hijos del matrimonio conformado por Charles Ingalls y Caroline Quiner. La familia vivió en distintos lugares, sin afincarse definitivamente en ninguno. De esos años, Laura recordaba que su infancia estuvo llena de "sol y sombras".
 
A los 15 años firmó un contrato para dar clase en una escuela, distante unas 15 millas de donde entonces vivía. Sus padres solían mandar a un amigo de la familia, Almanzo Wilder, a que la fuera a buscar los fines de semana. Laura y Almanzo terminarían casándose en 1885. Al año siguiente, nació su hija Rose.
 
Las penurias no demoraron en llegar. Perdieron a un hijo, a horas de haber nacido; Almanzo quedó con parte de su cuerpo inmovilizado luego de un ataque de difteria y en 1890 se incendió la granja donde vivían. Finalmente, en 1894, compraron un campo en Misouri, donde pasaría el resto de su vida.
 
Por 1910 su hija Rose, que trabajaba en el San Francisco Bulletin, instó a su mamá a que escribiese sus memorias, especialmente sus recuerdos de la infancia. Laura así lo hizo. Cuando estalló la grave crisis económica de 1929,
Laura Ingalls
 
Laura intentó vender esas memorias a alguna editorial. Luego de leer su contenido, ninguna quiso publicarlas, ya que "destruía el sueño americano". Pero, ¿qué era lo que allí se contaba?
 
Laura no se dio por vencida y escribió una serie de novelas, tituladas "The littler House". Fueron publicadas con notable éxito entre 1932 y comienzos de la década del 40. Estos libros fueron los que inspiraron a la famosa serie televisiva. 
 
Laura Ingalls falleció en su granja de Misouri tres días después de haber cumplido los 90 años, en 1957. Años más tarde, sus herederos descubrieron el original de sus memorias, guardado en un museo rural de Dakota del Sur. Decidieron publicarlo y otra historia salió a la luz.
 
Sus páginas revelan que el padre Charloes estallaba en cólera cuando empezaba a tomar whisky; que Laura sufrió un intento de violación cuando cuidaba a una mujer enferma y el esposo de ésta, borracho, intentó abusarla; se cuenta la historia de un vecino que ató a su esposa a la cama, la roció con bencina e intentó quemarla viva; las veces que la familia dejaba un lugar subrepticiamente, por la noche, para no pagar el alquiler o cuando Laura y su hermana Mary descuartizaban cerditos bebés para divertirse luego con la vejiga del desgraciado animal. 
 
 
Las memorias, tituladas "Pioneer girl" tuvieron un éxito rotundo, tanto como la serie "La familia Ingalls" se emitió entre 1974 y 1983, una versión edulcorada de lo que en realidad vivió esta familia del medio oeste de Estados Unidos. 
Fuente: 

Adrián Pignatelli

LA HISTORIA EN IMAGENES
Clic para ver video

Espartaco fue un esclavo y gladiador, que buscó la libertad, rebelándose contra el poder de Roma. Su...

MIRANDO HACIA ATRAS
CIA

La temible Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos, el mayor y más poderoso servicio de espionaje del mundo, cumple este lunes setenta años de misiones ultrasecretas que...

Ultima ejecución con guillotina

Hace 40 años, el macabro símbolo francés se usó por última vez. Fue también el final del singular linaje del "Señor de París"....

Ignacio Ezcurra

El compromiso de Eduardo Abella Nazar e Ignacio Ezcurra, ambos fallecidos mientras cubrían noticias para este diario, es hoy ejemplo para las nuevas generaciones. Al tomar las má...

NOS ESCRIBEN